Blogroll



COMPÁRTELO - El escanciador Salvador Ondó impone su ley en el inicio del campeonato

COMPÁRTELO - El escanciador Salvador Ondó impone su ley en el inicio del campeonato

Cabranes abrió el calendario del concurso regional, cuya siguiente parada es el 22 de junio en Mieres


Salvador Ondó demostró ayer en Santolaya por qué es el vigente campeón del Campeonato de Escanciadores de Asturias. El camarero de la sidrería gijonesa El Otru Mallu se impuso a sus rivales en la primera prueba de esta edición del certamen, que volvía después de varios años a la capital cabranesa. Una buena forma de iniciar el circuito, que está vez contará con menos pruebas para fomentar la competitividad y animar a los establecimientos a enviar a sus trabajadores.

El brazo estirado, la muñeca sin doblar, la vista mirando al vaso y la sidra rompiendo en el cristal, no en la propia bebida. Esos son algunos de los aspectos que jurado y escanciadores deben tener en cuenta durante la celebración de la prueba. Todo ello en los setenta segundos que tienen para echar los seis culinos. Esos que, para ser perfectos, deben ser de cien centímetros cúbicos.

Ondó logró sumar 115,40 puntos, frente a los 114,80 de Jeison Franco. El tercer lugar fue para Wilkin Aquiles, con 113. En la categoría juvenil se impuso Alexandra Castellanos, de la Sidrería Fonte Villoria, de Lugones, con 91,20 puntos. «Ha mejorado mucho en el último año. Lo que pasa es que se pone muy nerviosa», explicaban algunos de los asistentes.

Unas puntuaciones muy ajustadas que demuestran, desde la primera prueba, el alto nivel del certamen. Y eso que el jurado no fue nada benévolo. Con el primer concursante ya dejaron claro que, aunque el camino acabase de comenzar, no iba a ser nada fácil lograr hacerse con el título de esta edición.

El día de ayer estuvo protagonizado, además, por el alto número de vecinos que se animaron a probar suerte y a demostrar que ellos también pueden escanciar como el mejor de los campeones.